Derecho anglosajón: Orígenes, características y casos relevantes

Índice de contenidos
  1. Introducción
  2. Origen e historia del derecho anglosajón
  3. Características del derecho anglosajón
  4. Cómo se aplica el derecho anglosajón en la actualidad
  5. Conclusión

Introducción

En el mundo del derecho, existe un sistema legal que ha influenciado las leyes a nivel mundial: el derecho anglosajón. Aunque puede ser menos conocido fuera de los países de habla inglesa, su impacto se ha hecho sentir en todo el mundo. Por eso, hoy nos adentraremos en este sistema legal para conocer sus características, su origen y cómo se desarrolla en la actualidad.

Origen e historia del derecho anglosajón

El derecho anglosajón es un sistema legal basado en el derecho común inglés que se originó en la Edad Media Temprana en Inglaterra. Durante esta época, los tribunales reales se encargaban de resolver disputas, pero sus decisiones no estaban documentadas y no existía ninguna ley escrita que los jueces pudieran aplicar. Sin embargo, durante el reinado del rey Enrique II, un sistema de normas escritas comenzó a desarrollarse y se convirtió en la base del sistema legal inglés.

Uno de los hitos más importantes en la historia del derecho anglosajón fue la creación de la Constitución de Inglaterra en 1215. Esta constitución tenía la intención de limitar el poder del rey y establecer la igualdad ante la ley. Aunque esta constitución fue eventualmente reemplazada, sentó las bases para un sistema legal basado en la ley escrita.

A lo largo de los siglos, el derecho anglosajón ha evolucionado y se ha adaptado para responder a los cambios en la sociedad y la economía. En la actualidad, muchos países de habla inglesa, incluyendo los Estados Unidos, Canadá, Australia y Nueva Zelanda, siguen utilizando este sistema legal.

Te interesará:  Todo lo que debes saber sobre el Common Law: ¡Descubre su origen y aplicación!

Características del derecho anglosajón

Una de las características más importantes del derecho anglosajón es que se basa en precedentes judiciales. Esto significa que las decisiones tomadas por los tribunales se utilizan como base para futuras resoluciones de casos similares. Esta práctica se conoce como el doctrine of stare decisis, que en español podría traducirse como “resolución consistente con el precedente”.

Otra característica importante del derecho anglosajón es que las leyes son escritas con términos generales en lugar de ser específicas. Esto permite que los jueces tengan cierto margen de maniobra al interpretar la ley para cada caso específico que llega a sus tribunales.

Además, el derecho anglosajón le da mucha importancia al papel del jurado. En muchos casos, los jurados están compuestos por ciudadanos comunes en lugar de jueces formales. Estos ciudadanos son encargados de determinar la culpabilidad o inocencia del acusado en base a la evidencia presentada durante el juicio.

Cómo se aplica el derecho anglosajón en la actualidad

El derecho anglosajón sigue siendo la base del sistema legal en muchos países de habla inglesa, incluyendo los Estados Unidos. En los Estados Unidos, el sistema legal es una mezcla de derecho anglosajón y derecho romano, aunque el derecho anglosajón ha dejado una huella más perdurable en la forma en que se toman decisiones judiciales.

En la actualidad, el derecho anglosajón también se está utilizando en muchos otros países alrededor del mundo, incluyendo la India y algunos países de África. Aunque pueden haber diferencias en cómo se aplica el derecho anglosajón en diferentes países, las características básicas siguen siendo las mismas en todas partes.

Te interesará:  Descubre las disciplinas jurídicas especiales: ¿Qué son y cuáles son sus funciones?

Conclusión

Como hemos visto, el derecho anglosajón es un sistema legal con una larga historia que ha influenciado las leyes en todo el mundo. Desde su origen en la Edad Media Temprana en Inglaterra hasta la actualidad, el derecho anglosajón ha evolucionado y se ha adaptado para responder a los cambios en la sociedad y la economía. Aunque puede haber diferencias en cómo se aplica este sistema en diferentes países, sus características básicas siguen siendo las mismas en todas partes. Comprender el derecho anglosajón es importante para cualquier persona interesada en el sistema legal y en cómo las leyes se aplican en diferentes culturas y contextos.

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir

Este sitio web usa cookies. Más información